Antioxidantes

¿Por qué se le da tanta importancia a los antioxidantes? Los antioxidantes son sustancias que se encargan de proteger nuestro cuerpo contra la acción de los radicales libres.

Los radicales libres son moléculas que se producen en nuestro cuerpo mediante un proceso llamado oxidación. Estos radicales se forman en actividades normales de nuestro cuerpo como la digestión, la respiración e incluso el esfuerzo físico. Ahí es donde intervienen los antioxidantes, que se encargan de proteger las células de nuestro cuerpo de la acción de estos radicales.

Se piensa que los antioxidantes tienen un papel muy importante en la prevención del desarrollo de enfermedades tales como el cáncer y algunas enfermedades cardiovasculares, además de ayudar a reducir la presión arterial y disminuir los efectos del envejecimiento.

Algunos antioxidantes comunes encontrados en frutas y verduras son el licopeno, beta-caroteno, luteína y vitaminas A, C y E.

Según un estudio del Instituto nacional del cáncer los vegetales de hoja verde son ricos en los antioxidantes luteína y beta-caroteno. Las zanahorias, la calabaza, la espinaca y la col rizada son ricas en beta-caroteno y vitamina A. La espinaca y las hojas de mostaza son ricas en vitamina E.

Las frutas como el tomate, el pomelo rosa, la sandía y la papaya contienen grandes cantidades del antioxidante licopeno, y los mangos, los arándanos y la papaya contienen vitamina E.

Otras frutas como las fresas, el ajo el kiwi, las moras, el brócoli, la manzana, la ciruela pasa, la nuez o la frambuesa contienen una buena cantidad de antioxidantes.