Gana mientras duermes

G

fran-soñando

El sueño es una manera más fácil, cómoda y agradable de mejorar tus resultados. Y es que no hace falta que te esfuerces lo más mínimo para que tu rendimiento mejore por arte de magia.

 

FASES

Tres fases se suceden cada 90-120 minutos. Tras el sueño ligero viene la fase REM (Rapid Eye Movement), cuya finalidad es «resetear» principalmente las aptitudes mentales. Cuando esta fase funciona correctamente te encuentras renovado y tu capacidad de concentración funciona a tope. Posteriormente comienza el sueño profundo, donde se liberan hormonas como la testosterona o la hormona del crecimiento, encargadas de estimular la síntesis proteica que permitirá al organismo una mayor regeneración de los tejidos afectados durante el entrenamiento.

 

TIMING

Tan importante como las horas de sueño es cuando suceden. El organismo se rige por los llamados círculos circadianos que pueden afectar a la secreción hormonal del sueño profundo. Podemos adaptarnos a un horario fuera de lo habitual pero necesitaríamos regularidad. Si tus ocho horas no son las habituales, al menos intenta que sean siempre las mismas.

La falta del sueño afecta al rendimiento. Disminuye la capacidad para alimentarse y entrenar correctamente al no disponer de la capacidad de concentración necesaria. Cuando el cerebro está agotado genera la necesidad de ingerir alimentos con azúcar. Ésta es la razón por la que los estados de alta fatiga física o psicológica generan la necesidad, por todos conocida, de comer dulces, amenazando esos resultados que tanto sacrificio están costando.

About the author

Carlos

Científico ambiental, aunque mi verdadera pasión es la de divulgar mi estilo de vida y los hábitos que han provocado una mejora en mi vida aumentando mi forma de afrontar las cosas. Espero aportarte información de interés.